El Marketing Sustentable: la herramienta para ganar

Dra. Dulce Saldaña Larrondo, profesora del Departamento de Mercadotecnia y Negocios Internacionales del Tecnológico de Monterrey Campus Querétaro.[email protected]

Publicado en El Financiero a nivel nacional

Hoy en día el Marketing es el malo de la película, las personas de las grandes ciudades están expuestas a más de 4,000 impactos publicitarios al día, gracias a sus diferentes formas persuasivas de comunicación, son capaces de decirnos “soy la solución a tu problema”, “soy para ti”, dejando de lado el bienestar del consumidor y del planeta.

Frente a esto, el Marketing Sustentable puede hacer la gran diferencia frente a los consumidores ya que sigue buscando su máxima satisfacción en cuanto a funcionalidad y servicio del producto pero teniendo en cuenta tanto el uso de funciones ambientales, como los recursos naturales empleados, así como su capacidad para el tratamiento adecuado de los residuos, así como contribuir a descubrir puntos de encuentro entre el mundo de los negocios y los retos ambientales y sociales, en los que la situación beneficie a ambos.

El Marketing Sustentable busca el bien común a través de diversas estrategias como la generación de negocios en la base de la pirámide, el consumo responsable, el comercio justo, la responsabilidad social, innovación sustentable, entre otras. Solo hay que dar un vistazo a los resultados de los estudios sobre sostenibilidad, por ejemplo el estudio de Consumo Sustentable UNAB-IPSOS revela que un 55% consideraría participar en un grupo que defiende causas verdes. Por otro lado las encuestas también reflejan desconfianza de las personas hacia las empresas al evaluar la publicidad “verde” de sus productos. Un 59% de los encuestados cree que las compañías realizan afirmaciones falsas sobre el real impacto medioambiental de sus productos. Otro dato interesante es que el 61% de los consumidores mexicanos estaría dispuesto a dejar de consumir marcas que no se comprometan con una causa social.

De lo anterior se vislumbran tres panoramas, uno basado en un consumidor cada vez más crítico y exigente al momento de tomar decisiones, el segundo es un Marketing Sustentable que busca el bien común, y el tercero son aquellas las empresas que buscan ser competitivas y sostenibles en el largo plazo. Por tanto las empresas pueden encontrar esa ventaja competitiva en el Marketing Sustentable compatibilizando los retos ambientales, sociales y el mundo de los negocios, logrando así el bien común que da buena reputación logrando beneficios económicos.

“Si una marca quiere genuinamente hacer una contribución social, debe comenzar por lo que es, no por lo que hace. Una marca que se ha definido a sí misma y a sus valores puede identificar las causas o iniciativas de responsabilidad social que se alinean con la historia auténtica de su marca”- Simon Mainwaring.