El salto entre estrategia tradicional y el universo digital

Jorge Alfredo Núñez Carrillo, asesor en Comunicación y Mercadotecnia, del Tecnológico de Monterrey Campus Querétaro                  [email protected]

En un tiempo libre que tengan, ¿se han puesto seriamente a pensar en el fin del periódico impreso? Sí, aquel que consultan las personas para buscar trabajo, revisar si su equipo favorito de fútbol será finalista, o enterarse de las maquilladas notas políticas, para llegar a la conclusion: “la prensa siempre dice lo mismo”.

El cuarto poder como se le conoce, está pensando seriamente si muere o no a futuro, y no tanto por su credibilidad como medio de comunicación o por la falta de fuerza publicitaria qe padece cada vez más. La industria del periodismo está pasando por varias facetas y metamorfosis que la modernidad y tecnología actual le está exigiendo.

De acuerdo a un estudio realizado por Havas Media, la agencia de medios con mayor inversión publicitaria a nivel mundial, a través de su Director Havas Media Group, Dominique Delport, señala que la expectativa de tiempo que le resta de vida al periódico impreso hablando por naciones son: Estados Unidos para el año 2017, Reino Unido e Islandia 2019, Canadá y Noruega 2020, Finlandia, Singapore y Greolandia 2021, Austrialia y Hong Kong para el 2022.

Y la lista es vasta, el cual México figura que para el año 2033, el periodismo nacional eliminará el papel de su materia prima. Contenidos digitales, contenidos de calidad, diversificación de recursos, baja estructura de costos y una audiencia más global, son elementos que actualmente la prensa está implementando por una sencilla razón: el lector de hoy está buscando información en un mundo orgánico y que además, está interconectado en diversas plataformas móviles y sociales.

Por otro lado, las organizaciones dedicadas al periodismo interpretan que cada vez aumenta el número de lectores por internet y para ello, están llevando exitosas implementaciones. El tradicional New York Times ofrece diez artículos de opinión y contenido ilimitado de noticias por 99 dólares al mes enviando su periódico digital a primera hora por cualquier dispositivo inteligente.

La transición del periódico impreso al mundo digital es inevitable. El lector se inclina hacia la practicidad de información reflejada en la era de la tecnología, en la era del internet, del marketing 2.0. Otro dato interesante: actualmente el promedio de minutos que los internautas revisan contenido en sus teléfonos inteligentes son de 147 minutos por día. En sus respectivas laptops, 108 minutos promedio por día.

Si el periodismo como empresa tradicional y masiva enfoca ya sus esfuerzos en estrategias hacia un segmento de mercado para sobrevivir, todas las empresas deben adaptarse a la nueva realidad, innovar o quedarse atrás.

A pesar de que en muchos casos, directivos y empresarios se resisten al cambio, sí intuyen que las antiguas herramientas no son suficientes para competir hoy en día con garantías de éxito.

Cuestiones sobre cómo adaptar la estrategia tradicional de la empresa a los nuevos medios digitales, a las nuevas necesidades del público internauta, es una tendencia. Cuestiones sobre cómo utilizar las herramientas tecnológicas actuales a las necesidades y estrategias de la empresa actual, es más fácil que nunca. Solo hay que cambiar la mentalidad y rodearse de especialistas.

Que éstos les abran las puertas digitales para sus empresas, que les ayuden a adaptarse al universo digital y que les faciliten las nuevas herramientas a su alcance, para conseguir sus objetivos tan competidos hoy en día.